Claves para estar bien física y mentalmente

Desarrollarnos como personas potenciando nuestro estado general de salud es uno de los desafíos más importantes que propone el tiempo presente.  Sin lugar a duda, eso se logra por medio de un consciente ejercicio que se encuentra ligado íntimamente a nuestras actividades cotidianas. En el presente artículo podrás leer algunas claves para estar bien física y mentalmente, fortaleciendo de esa manera tu estado general de salud.

 

Claves para estar bien física y mentalmente

Pues bien, como toda actividad que se realiza en base a nuestro comportamiento cotidiano, las claves para estar bien que presentaremos aquí deben estar fundamentadas en la perseverancia. De nada sirve atender a las cuestiones que nos hacen vivir una vida mejor si esas cuestiones a las que hacemos referencia no guardan relación con nuestro desenvolvimiento diario.

Quizás podamos distinguir tres actividades que –por encima de todas las demás que pudieran realizarse- colaboran con nuestro estado de salud potenciando así nuestra forma física y mental. Esas tres actividades dan cuenta en primer lugar de nuestra alimentación, en segunda instancia de nuestra actividad –física y mental, por supuesto- y en tercera medida de nuestra higiene (en el sentido más amplio de la palabra). Si no atendemos a esas tres dimensiones de manera consciente y constante, es muy difícil que podamos llevar adelante una vida buena basada en costumbres positivas para nuestro organismo.

 

1)- Alimentación

Desde luego que nuestra alimentación repercute directamente –positiva o negativamente- en nuestro estado general de salud. Una dieta equilibrada es imprescindible e implica que tengamos conciencia sobre qué ingerimos y en función de qué necesidades energéticas propias de nuestro organismo.

Una alimentación equilibrada es aquella que te proporciona variedad de alimentos y que por supuesto, propone una ingesta de los mismos que va en relación a tu actividad cotidiana. En otras palabras, la presente alimentación te permitirá evitar un desfase entre lo que ingieres y la energía que gastas, potenciando entonces tu estado general de salud.

 

2)- Actividad y ejercicio

Se sabe que realizar actividad física repercute positivamente en la salud de las personas. Ocurre aquí que la propuesta presente implica reconocer una dimensión pocas veces tenida en cuenta, aquella que expone la importancia del trabajo intelectual en función del bienestar humano.

Procura caminar al menos unos 30 minutos diarios y si te sientes con energía también puedes optar por correr con la misma frecuencia. De la misma manera, busca actividades –la lectura, por citar un ejemplo- que mantengan activo tu sistema nervioso.

 

3)- Higiene

La tercera e indispensable dimensión a analizar es la que tiene que ver con la higiene, actividad  tan necesaria para encontrarnos bien física y mentalmente. Hablar de la higiene guarda relación con las más variadas actividades que realizamos en la vida cotidiana –higiene alimenticia, corporal, en la vestimenta, etc-.

La higiene es en definitiva un proceso integral por medio del cual las personas cuidan su salud, su impronta o estética; en definitiva, por medio del cual las personas se conducen en la vida en sociedad. La higiene, en síntesis, es una actividad netamente personal que colabora positivamente en nuestro estado general de salud.

Acerca de Ismael Naput 349 Articles
Soy nacido en Diamante y vivo en Santa Fe desde hace 24 años. Actualmente me encuentro estudiando Licenciatura en Comunicación Social.
Contacto: Sitio web

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*