Eso que Llaman Amor

Presentada en el Festival Internacional de Cine Independiente de Neuquén Eso que Llaman Amor, contó con la presencia de su directora Victoria Chaya Miranda y la actriz principal del filme Laura Cymer.

Al finalizar la proyección del filme el público asistente disfrutó de un breve intercambio con la directora quien brindó información acerca de la realización del proyecto. Asimismo, la actriz habló sobre la composición del personaje.

 

Eso que Llaman Amor

Entre otras cosas Miranda expresó que si bien tuvo dos oportunidades de concretar el proyecto, decidió eludirlas debido a que debía entregar derechos relativos al guión. Y finalmente, pasado un buen tiempo en una celebración de uno de sus cumpleaños, sus amigos le propusieron realizar el proyecto. De esta manera buscaron opciones alternativas para financiarlo, como la donación por parte del público, término que se conoce como Crowdfunding.

Este método es usual en estos días, los proyectos suelen publicarse en páginas web invitando a quien las lee a realizar donaciones para financiar el proyecto. En cuanto al rodaje sostuvo que respetó el guión y realizó mínimos cambios en el montaje.

Por su parte, la actriz dió cuenta de la composición del personaje para lo cual se informó acerca de los síntomas y reacciones de pacientes asmáticos. Físicamente su performance fue de alta exigencia con momentos en los que llegaba a marearse e hiperventilarse. A lo que Miranda acertó explicando “yo necesitaba que estuviera mareada en escena”.

El relato de Eso que Llaman Amor nos cuenta la historia de tres mujeres y su manera particular de vivir el amor. Tanto las mujeres protagonistas de la historia como los hombres, son personajes cuyas patologías son llevadas al extremo.

Algo que comentaba la directora es que según su visión para ser personajes deben estar necesariamente enfermos. Comprende que el público se identifica con aquellos personajes que tienen conflictos y no siempre logran mejorar su situación.

En estas historias vemos mujeres sedientas de cuidado, de afecto, con la necesidad imperiosa de liberarse generando vínculos con hombres dominantes, egocéntricos, mentirosos. Vínculos con los que se dañan aún más.

Mora interpretada por Laura Cymer, la protagonista principal de la historia, padece de asma y la presión materna le origina múltiples ataques. El no poder expresar lo que siente le crea constantes episodios de asma.

Las historias se entrelazan sin llegar a enfrentarse, suficiente resulta la monstruosidad que cada una en sí misma crea en función del amor. Concepto que el filme cuestiona, ¿es eso amor?, lo son los vínculos enfermos donde la necesidad y la manipulación se convierten en amo y esclavo.

Según palabras de la directora ninguna de esas historias representan el amor, son expresiones que suelen llamarse amor equivocadamente.

Hacia el final de la historia podemos ver como cada personaje encuentra su camino a seguir, quizás mejor, menos enfermo, más equilibrado. Al menos podemos ver cierta liberación por parte de las mujeres de esos estados de tristeza y soledad.

Estados que las llevan a refugiarse en hombres que alimentan su enfermedad. Es un interesante cuestionamiento el del filme que nos ubica y permite reírnos de la conducta humana.

Acerca de Romina Pichiñan 133 Articles
Nací en la ciudad de Viedma donde el río acompaña a la ciudad y el mar acoge a sus habitantes a pocos kilómetros. Desde muy pequeña tuve un gran interés por la lectura y la escritura, todo comenzó con un libro de Charlotte Brontë, Jane Eyre, que me regaló mi abuela. Desde hace dos años decidí darle formalidad a mi pasión y comencé a estudiar el Profesorado en Letras. Asimismo, estudié inglés durante mi adolescencia. Actualmente, escribo para distintos blogs sobre diversas temáticas que me apasionan.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*