Ideas prácticas: ¿ Cómo limpiar metales ?

Ideas prácticas: ¿ Cómo limpiar metales ?

Ideas prácticas: ¿ Cómo limpiar metales ?

Cómo limpiar metales. Consejos útiles.

 

¿Quién no se ha encontrado ante la dificultad de cómo limpiar bien un determinado metal? Veamos los diferentes tipos a limpiar de acuerdo a las propiedades de cada uno de los mismos porque cada uno se ha de limpiar de manera diferente.

Si se trata de limpiar bronce, que es un metal mezcla de sobre y estaño, suelen verse muy oxidados si están expuestos a la humedad y entonces es necesario recubrirlos con una capa verdosa que quitará toda mancha y de esta manera quedará completamente nuevo. Hay productos especiales para este fin.

En el caso del aluminio, es más simple de limpiar como así también el latón, y para ello sólo bastará con comprar un limpiador de metales que contiene productos químicos, usarlo con cuidado aplicándolo en toda la superficie hasta que no quede mancha alguna. Otra alternativa que es exitosa es limpiar el metal con jugo de tomate o salsa, o bien vinagre,  o por qué no una mezcla de ambos ingredientes a una temperatura tibia agregando un poquito de sal.

Si de cobre se trata, la solución radica en dejar la pieza en remojo durante alrededor de una hora en la misma solución que hemos descrito más arriba durante aproximadamente media hora. A continuación, se enjuaga con abundante agua y si se hubiera quedado alguna mancha o parte oscurecida se puede repetir el procedimiento, puesto que no hay riesgo alguno de dañar la pieza como suele pasar con los productos químicos que una vez aplicados ya no hay marcha atrás.

Cuando tenemos piezas que han perdido su brillo y lustre, una manera eficaz y casera de limpiarla es usar limón mezclado con vinagre y sal y aplicarlo en tanto se va frotando con mucha energía sobre el metal. Otra receta mara metales es la de poner a calentar unos 300 grs. de jabón líquido con media cucharada de crema de tártaro y algo de carbonato de magnesio. Se deja enfriar y se comienza a pulir el metal en cuestión.

En cuanto al cobre de tipo ornamento, que siempre se halla cubierto con laca, se debe enjuagar bien con una mezcla de agua tibia y jabón para luego limpiar en seco. Para limpiar bien la laca se puede sumergir el cobre en agua hirviendo hasta que la misma se enfríe y entonces la laca se despegue con mucha más facilidad.

Cuando debamos limpiar plata, si se trata de cadenas o pulseras es muy usual usar dentífrico puro que da buenos resultados, pero otra opción es la de mezclar en un paño algo humedecido amoniaco con caliza en polvo y así pulir la pieza. Si lo desean pueden mezclar  dos tazas de agua tibia con unos 150 grs. de caliza en polvo y agregar una cucharada de amoniaco para comenzar a pulir la plata.

Siempre antes de comenzar a limpiar una pieza de metal, es aconsejable lavarlas con agua preferentemente tibia y con la ayuda de un paño para así limpiar bien las superficies ya sean de oro o enchapadas con el mismo.

El oro es muy delicado y se aconseja solicitar mayor información en casas especializadas para tal fin. Si vamos a usar productos comprados, debemos leer muy bien las instrucciones y no abusar de ellos para no dañar las piezas a limpiar.

Se aconseja limpiar todas aquella piezas de metales que tengamos con cierta frecuencia para que no se deterioren y se ensucien demasiado, y así sean más fáciles de eliminar y mantener en buen estado.

Acerca de Lilia Canosa 79 Articles
Nací en Buenos Aires, un 19 de enero de 1965. Escribo desde muy joven, habiendo estudiado filosofía, redacción y corrección literaria. También hablo francés e italiano y soy psicóloga social psicoanalítica. Ahora me encuentro escribiendo para revistas de chicos como psicóloga social y realizando trabajos como escritora y redactora de artículos, textos varios y tesis. Mi Twitter es @liliacanosa y allí me pueden encontrar.
Contacto: Sitio web

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*