Cómo alentar a los alumnos a estudiar ingeniería (Parte 1)



estudiar ingenieria
estudiar ingenieria

Necesitamos una reforma curricular. Ha habido numerosas advertencias en los últimos años (por ejemplo en la Argentina) sobre una escasez de ingenieros. Pero a pesar de los informes sobre el problema, la cuesitó está lejos de ser resuelta.

Muchas universidades han luchado para hacer subir el número de alumnos a partir de cursos universitarios de ingeniería. Pero podría haber otras formas en que las instituciones puedan alentar a más estudiantes a tomar ingeniería como su carrera.

Rebajas de matrículación y apoyos estudiantiles

Hay muchos esquemas que ofrecen becas para ingeniería pero no atraen suficiente interés. En su lugar, deberíamos considerar la introducción de un paraguas que incluya asistencia en la matrícula para el mismo estudiante, como así también asistencia financiera en términos de hospedaje, gastos en alimentación y materiales de estudio. Al asistir a los estudiantes, el gobierno expresa su confianza en que el país tiene un futuro en dicha área laboral. Y todas estas cuestiones son ciertamente algo que interesa a los alumnos, sobre todo cuando hablamos de carreras que en ocaciones pueden extenderse a más de 5 años.

Reformar el plan de estudios

Mencionamos que muchas veces los alumnos extienden sus períodos de estudios superiores a un número de años mayor que el estipulado por el plan. Necesitamos una reforma curricular. En particular, tenemos que hacer esto para abrir el grupo a nuevos solicitantes.

Por lo general hemos tenido un enfoque en un mensaje que dice que la ingeniería es sólo para aquellos que son realmente buenos en matemáticas y ciencias “duras”; con lo que estamos perdiendo un gran número de posibles candidatos. Debemos hacer hincapié en los aspectos creativos de la ingeniería y demostrar que se trata de resolver los problemas y no sólo resolver ecuaciones.

Es cierto que, dado este “paradigma”, los planes están perfilados con una carga extensa, por lo cual sólo podrán ser resolvidos por estudiantes dedicados. Cualquier persona que llegue a tener un problema personal en medio del cursado de su carrera puede caer en un “hiato” de duraciones indefinidas, lo que a su vez puede llevar al alumno a inclinarse por abandonar la carrera que ama (y ahora le parece tan lejana).

Programas de estudios más flexibles pueden ayudar a estos alumnos a reincoorporarse al trayecto de la carrera en caso de que un problema serio se los impida de imprevisto. De este tipo de compromisos se podría obtener una doble cuota de humildad, acompañada de un sentimiento del agradecimiento que formará a un mejor profesional.

Los niños también

Podemos decir que hables con niños desde su etapa de estudios primarios sobre qué es la ingeniería, para comenzar a crear en su persona una imagen favorable de la carrera (antes que la imagen socialmente impuesta que dice que “la ingeniería es difícil” e incluso en los peores casos “aburrida”; nada nunca ha sido más incorrecto).

Las universidades deben trabajar con las comunidades locales, las escuelas y los maestros para hablar de la ingeniería y de qué se trata. Es importante empezar a trabajar con las escuelas tan pronto como sea posible, ya que dejar este paso para cuando ya se encuentran a nivel de la escuela secundaria es en realidad demasiado tarde.

El momento es en las escuelas primarias, donde la ingeniería sólo viene durante las lecciones de historia. Si se les explica a los niños, por ejemplo, que todo el equipo de los hospitales, donde nos sacamos una radiografía o cualquier procedimiento de rutina, de hecho tiene a un ingeniero involucrados en el mismo, ya sea para desarrollar la máquina que ha ayudado a pacientes a curarse o en el sistema que posibilita utilizar complejos aparatos en habitaciones especialmente diseñadas para ellos, da una impresión más amplia desde el principio a los niños para que tomen a la carrera como posibilidad real.

Al ver la ingeniería como una disciplina estrecha, lo más probable es que no se comunica de la manera más excitante a los estudiantes tampoco.

Continúa en Cómo alentar a los alumnos a estudiar ingeniería (Parte 2)

Acerca de Natán Gasparotti 377 Articles
Ha estudiado Licenciado en Ciencias de la Comunicación en la UCSF. Fotógrafo, escritor y corrector; cuyos gustos diversos, curiosidad y sed de conocimiento lo han llevado a desempeñarse como escritor para redes de blog sobre temas de interés.
Contacto: Sitio web

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*