¿Cómo surgió la tradición de San Valentín?



Por estos días, en diferentes espacios de las ciudades vemos referencias al Día de San Valentín. Como una tradición más, al igual que la Navidad o el Año Nuevo, se nos invita a festejar este día.

Sin embargo, más allá de los objetivos comerciales que despiertan estos eventos, surge la pregunta acerca de cuál es el origen verdadero de esta conmemoración.  Todos sabemos que en realidad procede de los países anglosajones y se conmemora precisamente en el Día de San Valentín, 14 de febrero.

En la mayoría de los países es una fecha dedicada al amor de las parejas, sin embargo en otros sitios se ha ampliado su significado extendiéndose a conmemorar el Día del Amor y la Amistad, como por ejemplo en Colombia. En China, por ejemplo se festeja el séptimo día del séptimo mes del calendario lunar. Y en Japón la tradición consiste en que la mujer le regale a sus novios, amigos y familiares.

En torno a esta celebración existen versiones diferentes. Una de ellas indica que ya en 1382 un poeta llamado Geoffrey Chaucer hizo referencia a este día. Otra señala que  se inició en la festividad pagana Lupercalia, adoptada por el cristianismo en el año 494 d. C el día 14 de febrero, en homenaje al día de la muerte de un mártir llamado Valentín.

Según esta última versión Valentín fue un cristiano que desobedeció la orden del emperador Claudio III de adorar  a otros dioses; por esa razón fue encarcelado. Mientras se encontraba en cautiverio enseñaba historia, aritmética, ciencias y predicaba la fe en Dios a la hija de su carcelero, quien era ciega.

Posteriormente la niña se convierte y recupera la vista. La leyenda continúa diciendo que un día antes de ser ejecutado, Valentín le escribió una carta, animándola a seguir la Fe y la firmó como “Tu Valentino”. Dicha frase fue la que perduró en el tiempo y adoptó el significado que hoy se le da. Valentín fue enterrado en la actual Iglesia de Práxedes.

Otra versión de la historia sostiene que en realidad San Valentín, era un sacerdote que ejercía en Roma. Como Claudio III decidió prohibir los matrimonios de los jóvenes, porque según su opinión los solteros sin familia eran mejores soldados, San Valentín, considerando injusta la medida, celebraba en secreto matrimonios para jóvenes enamorados.

Este hecho descubierto por el emperador, ocasionó su encarcelamiento. Asterius, quien era su carcelero, lo retó a que le devolviese la vista a su hija Julia, que había nacido ciega. San Valentín aceptó y en nombre de Dios, le devolvió la posibilidad de ver.

Esto ocasionó que Asterius y su familia se convirtieran al cristianismo. Valentín siguió preso y finalmente fue ejecutado el 14 de febrero de 270. La joven Julia, en agradecimiento plantó un almendro de flores rosadas junto a su tumba. El almendro es símbolo de amor y amistad duraderos.

Algunos otros creen que es una fiesta cristianizada del paganismo, ya que en la antigua Roma se realizaba la adoración al dios del amor, cuyo nombre griego era Eros y a quien los romanos llamaban Cupido.  En esta celebración se pedían los favores del dios a través de regalos u ofrendas para conseguir así encontrar al enamorado ideal.

Por último, hace muchos siglos, fue tradicional en Inglaterra la “fiesta de los valentinus”, donde se elegían a hombres y a mujeres para que formaran pareja. Muchas de estas parejas se convertían en marido y mujer y conseguían la felicidad de pareja que se espera encontrar y consolidar el Día de San Valentín.

Acerca de Eliana Márquez 322 Articles
Soy comunicadora social, redactora, community manager, profesora de lengua y madre de dos niños. Resido en Córdoba, Argentina.
Contacto: Sitio web

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*