Mejore la Salud Emocional con la Técnica del EFT



La Técnica de Liberación Emocional o EFT (por sus siglas en inglés, Emotional Freedom Technique), es una técnica de acupresión psicológica que es utilizada habitualmente para optimizar su salud emocional.

 De qué se trata y cómo aplicarla usted mismo en la comodidad de su hogar y de modo sencillo.

A pesar de que muchas veces se suele pasar por alto, la salud emocional es absolutamente esencial para obtener salud física.

El método conocido como EFT propone que para lograr la “curación” (o sanación) ideal de su cuerpo necesitamos disipar las barreras emocionales que se interponen en su camino.

Qué es el EFT y de dónde proviene

EFT es una forma de acupresión psicológica, basada en los mismos meridianos de energía usados ​​en la acupuntura tradicional para tratar las dolencias físicas y emocionales durante más de cinco mil años, pero sin utilizar el método invasivo de las agujas.

En cambio, se utiliza un simple “tapping” (derivado de la palabra inglesa que significa: “dar pequeños golpes”, ya que un “tap” constituye una “palmadita” o “golpecito”) realizado con las yemas de los dedos.

De este modo se infiere la entrada de energía cinética en meridianos específicos de la cabeza y el pecho mientras se piensa en su problema específico (sea un evento traumático, una adicción, dolencia, etc.). Mientras lo hace, debe repetir afirmaciones positivas en voz alta (también susurrando).

MiPersona003

De modo que el EFT consiste en lo que se suele denominar “forma de intervención de orientación”.

Se basa en diversas teorías de la medicina alternativa, incluyendo la acupuntura, la programación neuro-lingüística, la medicina energética, y la Terapia del Campo del Pensamiento (Thought Field Therapy – TFT).

A finales de 1990 Gary Craig publicó un manual que contenía las enseñanzas de libros y talleres relacionados de la mano de una variedad de maestros de EFT, acumulando técnicas que pasarían a ser el primer material escrito con el que hoy día se ha formado el circulo internacional de personas que practican EFT.

Se suele afirmar que la técnica del EFT puede ser utilizada para tratar una amplia variedad de trastornos físicos y psicológicos, como una forma sencilla de terapia auto-administrada.

Si bien no tiene ningún beneficio probado como tratamiento, por lo general se caracteriza por ser una pseudociencia y no cuenta hoy día con apoyo significativo de la psicología clínica.

Sin embargo, las personas que practican EFT afirman sin lugar a dudas que el cambio es notable y que los problemas o dolencias que los afectaban reducen significativamente una vez administrado el tratamiento.

Cómo Administrar un Tratamiento EFT

El EFT es muy fácil de aprender y le ayudará a deshacerse de emociones negativas, a reducir antojos de alimentos, reducir o eliminar dolencias, implementar metas positivas y hasta darle cierta claridad de mente ante problemas que lo estén bloqueando en la toma de decisiones.

La secuencia básica de EFT es sencilla y por lo general toma unos pocos minutos en aprender.

El primer punto a entender es que los golpes de los dedos deben ser ligeros.

El EFT tradicional dicta que debe dar golpecitos con las yemas de los dedos de su dedo índice y el dedo medio y con una sola mano.

La mano es indistinta, cualquier lado funciona igual de bien.

Esto se debe a que la mayoría de los puntos de muestreo existen a ambos lados del cuerpo, por lo que no importa qué lado se utiliza, ni si cambia de lado durante el tapping (lo que suele ocurrir, por si su mano se cansa).

También se recomienda utilizar las dos manos y todos los dedos, ya que podrá general el mismo efecto relajando más la mano y formando una línea natural ligeramente curvada.

Con ello puede cubrir un área más grande y el uso de varios dedos le permite acceder a varios de los puntos de acupuntura.

Recuerde que debe realizar el golpecito de manera sólida, pero cuidando de no hacer daño.

Usted debe aproximarse sólidamente y de modo contundente, pero nunca con tanta fuerza como para lastimar o realizar moretones en la zona.

Los puntos correctos para realizar el Tapping son:

  • La parte superior de la cabeza

(con los dedos en el centro del cráneo),

  • La ceja

(justo encima y a un lado de la nariz, al comienzo de la ceja),

  • A los lados del ojo

(en el hueso bordeando la esquina exterior del ojo)

  • Bajo el ojo

(sobre el hueso bajo un ojo, por sobre los huesos de las mejillas),

  • Bajo la nariz

(en la pequeña área entre la parte inferior de la nariz yla parte superior de su labio superior),

  • El mentón

(a medio camino entre el punto del mentón y la parte inferior de su labio inferior),

  • La clavícula

(el cruce en el esternón, donde la clavícula y la primera costilla se encuentran; en acupuntura es el punto K 27 o Riñón 27).

Por último, tenemos el punto de Tapping

  • bajo el brazo

(al lado del cuerpo, a unos 4 centímetros por debajo de la axila)

  • Las muñecas

(el interior de las dos muñecas).

Lo único que debe realizar es: encontrar el punto, comenzar a dar golpecitos en el modo descripto y repetir la oración en modo afirmativo (debe ser una afirmación positiva) mientras lo hace.

Se recomienda comenzar a hacer sesiones de 1 minuto, como para comenzar.

De allí en más, puede repetir las sesiones con cuanta frecuencia desee (o crea que necesita). ¡Esperamos que le dé muchos resultados!

Video relacionado:

<iframe width=”640″ height=”360″ src=”//www.youtube.com/embed/Q7JRdDcQcTQ” frameborder=”0″ allowfullscreen></iframe>

http://youtu.be/ [youtube width=”602″ height=”350″ video_id=”Q7JRdDcQcTQ“]

 

 

Acerca de Natán Gasparotti 377 Articles
Ha estudiado Licenciado en Ciencias de la Comunicación en la UCSF. Fotógrafo, escritor y corrector; cuyos gustos diversos, curiosidad y sed de conocimiento lo han llevado a desempeñarse como escritor para redes de blog sobre temas de interés.
Contacto: Sitio web

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*