Cómo ahorrar dinero en tres sencillos pasos

Para muchísimas personas el ahorro de dinero representa entre otras cosas tranquilidad a futuro. Desde pequeños somos criados bajo esa lógica y entendemos que ahorrar es una actividad que en tiempos venideros nos permitirá el logro de determinadas metas, nos otorgará solvencia ante determinados infortunios, nos brindará la posibilidad de adquirir ciertos bienes materiales, etc. Si eres de aquellas personas que priorizan la posibilidad de ahorrar dinero deberás leer el siguiente texto para entender de qué manera puedes hacerlo siguiendo estos tres (3) sencillos pasos.

Cómo ahorrar dinero en tres sencillos pasos

 

1- Tener claro cual es tu presupuesto

Ninguna persona podrá ahorrar lo suficiente si antes de pretender hacerlo no tiene claro cual es su presupuesto real. En la economía personal de una persona existen ingresos que son fijos y de igual manera se reconocen aquellos gastos ineludibles. La diferencia entre los egresos e ingresos es la que te permitirá dilucidar a ciencia cierta cuál es tu verdadera capacidad de ahorro. Procura que el dinero susceptible de ser ahorrado no se vaya en gastos superfluos y estarás cumpliendo correctamente el primer paso.

 

2- Proponte a ti mismo una meta mensual de ahorro

Cuando tengas armado tu presupuesto estarás en condiciones de saber realmente cual es tu capacidad de ahorro. En esa instancia es preciso que decidas que gastos puedes evitar, sobre todo aquellos que consideres innecesarios en función de tus intereses económicos. ¿Estoy comprando objetos innecesarios? ¿Realmente vale la pena salir tanto? ¿Cómo hago para disminuir mis gastos superfluos? Una meta mensual de ahorro presionará positivamente en función de aquellos gastos que no vale la pena hacer y te permitirá ahorrar con mayor eficacia. ¿Cuánto dinero quiero ahorrar por mes? Hazte esa pregunta y ya habrás dado un segundo y gran paso.

 

3- Piensa en por qué ahorras y se paciente

En muchas oportunidades las personas dejan de ahorrar ya que la presente actividad suele no generar beneficios en el corto plazo. Manejar esa ansiedad es sumamente importante, sobre todo teniendo en cuenta que la actividad de ahorrar es sin lugar a duda una labor que guarda relación con intereses del mediano y largo plazo. Si te sientes desalentado al momento de ahorrar, tienes que intentar pensar en el por qué de esa actividad, cuáles son las cosas que pretendes hacer o adquirir en el mediano o largo plazo y para lograr eso es menester ser una persona paciente.  Recuerda que esta es una decisión importante y de lograr ahorrar con eficacia podrás hacer en un futuro lo que con ansias deseas hoy.

Vale la pena recordar aquí que la actividad de ahorrar nos permite reconocer cierta tranquilidad a futuro. Si bien en muchas ocasiones el ahorro representa determinada privación presente, puede que en un futuro no nos arrepintamos de aquello y podamos disfrutar de un bienestar superior. Por supuesto, esta actividad guarda relación con la subjetividad de cada uno y hay personas que descreen del ahorro como actividad que brinda tranquilidad a posteriori. Vos sabrás que prefieres hacer con el dinero que ganas hoy: ¿Gastarlo o ahorrar?

Acerca de Ismael Naput 349 Articles
Soy nacido en Diamante y vivo en Santa Fe desde hace 24 años. Actualmente me encuentro estudiando Licenciatura en Comunicación Social.
Contacto: Sitio web

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*