Cinco preguntas para hacerse antes de montar un negocio

Dar forma a una idea propia o trabajar en relación de dependencia representa una disyuntiva de peso en la cabeza de toda persona ávida de insertarse en el mundo del trabajo.

Si bien ambas dimensiones tienen sus ventajas y desventajas, los desafíos a cumplir en cada caso son esencialmente disímiles. En el texto presente proponemos la lectura de cinco (5) interrogantes necesarios que debe hacerse toda persona antes de montar un negocio propio.

Cinco preguntas para hacerse antes de montar un negocio

 

¿Qué tipo de negocio es el que quiero montar?

La pregunta acerca de qué es lo que quiero hacer y con qué objetivo concreto resulta imprescindible para lanzar con éxito una empresa al mercado.  Toda idea deberá tener un fundamento y ese fundamento estará cimentado en la férrea base que propone tal interrogante: ¿Qué tipo de negocio es el que voy a montar?

 

¿Quién es mi competencia?

Si la idea que proponemos no resulta 100 % innovadora (nadie se dedica a lo que pretendemos dedicarnos) tendremos competencia en la ejecución de nuestro negocio. Lejos de desalentar nuestra iniciativa el hecho de que otros ya la hayan pensado previamente, lo correcto es analizar minuciosamente a la competencia y generar una empresa con identidad que reconozca ventajas comparativas respecto de las demás.

Analizar a la competencia de manera pormenorizada es condición de posibilidad para tener éxito en aquello que nos propongamos.

 

¿Qué precio fijaré a mi clientela?

Sea lo que fuere aquello que deseas gestar, el precio a convenir con tu futura cartera de clientes es fundamental y debe analizarse previamente.  Si vendes un producto que otros también comercializan lo propicio es ajustar lo más posible tus costos de manera tal que te permitan competir con aquellos negocios ya establecidos.

En caso de brindar un servicio las posibilidades son aún mayores, dado que el precio podrás fijarlo ya sea pensando en la competencia (¿quién otro brinda ese servicio que propongo? ¿Cuánto cobra por ello?) O potenciando tus prestaciones en relación a los demás competidores. En otras palabras, si brindas un servicio podrás optar no por ajustar tu precio, más bien por hacerlo mejor que los demás.

 

¿Cuál será mi estructura legal?

Toda empresa que se precie de tal deberá estar finamente diseñada bajo trámites legales que acrediten responsabilidad y profesionalismo. Si la pretensión es crear un negocio que pueda perdurar en el tiempo lo correcto es asesorarse con los profesionales idóneos, aquellos que podrán ayudarte a dar forma precisa a cualquier idea que tengas en mente. Es imprescindible preguntarse acerca del marco legal sobre el cual cimentar tu empresa.

 

¿Cómo gestionaré el trabajo a realizar?

Desde una óptica simplista pero ilustrativa podemos decir que el desarrollo de una idea cobra forma concreta en la práctica. El trabajo que una empresa realiza para posicionar un producto o prestar un servicio forma parte de esa gestión y lo cierto es que planificarlo con anticipación resulta importante. El quinto y último interrogante que proponemos aquí da cuento de ello y pretende indagar acerca de cómo será en concreto el trabajo a realizar por tu empresa para de esa manera lograr el éxito deseado.

Acerca de Ismael Naput 349 Articles
Soy nacido en Diamante y vivo en Santa Fe desde hace 24 años. Actualmente me encuentro estudiando Licenciatura en Comunicación Social.
Contacto: Sitio web

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*